Saltar al contenido

¿Cómo actualizar Raspberry Pi a la última versión con Raspbian? ¡Muy fácil!

12 mayo 2020

Los usuarios de este sistema operativo siempre quieren mantenerse al día y buscan constantemente la manera de actualizar Raspberry Pi a la última versión. A pesar de que tener una computadora en miniatura parece un tópico que solo podemos apreciar en las películas, Raspberry Pi lo hace posible para ti.

Este es un modelo anunciado a mediados del 2012 y está destinado a aquellos que se apasionan por el mundo de la informática.

Al igual que otros ordenadores, es capaz de llevar a cabo tareas y ejecutar contenidos a través de una placa más pequeña que la palma de la mano.

Como cualquier otro dispositivo, a lo largo de su creación se han ido anunciando mejoras, novedades y ajustes que ameritan una actualización para instalarlas en el sistema.

Tutorial para actualizar a la última versión de Raspberry Pi

Cuando se habla de Raspbian se refiere al sistema operativo que posee esta pequeña computadora, basada en los principios y comandos de Linux.

Se caracteriza por ser de código abierto, de forma que el usuario pueda moldear el contenido y desarrollo del ordenador a su preferencia.

Requisitos para descargar e instalar actualizaciones

Claramente, lo principal es contar con alguna de las versiones de Raspberry Pi que contenga una tarjeta de memoria microSD con al menos 4 GB de espacio disponible para almacenar, aunque se prefiere alguna de mayor tamaño para hacer respaldo de información.

También se necesitará estar cerca de una fuente de alimentación que posea una conexión micro-USB y un cable HDMI para visualizar el procedimiento en la televisión.

¿Cómo Actualizar Raspberry Pi a la Última Versión con Raspbian? - Muy Fácil

Como último requisito para actualizar a la última versión esta placa, se necesita estar conectado a Internet.

Instrucciones para actualizar mediante Raspbian

Para comenzar, ingresa a la consola de comandos como un usuario principal de la placa y procede a introducir la siguiente línea: “sudo apt-get –y update”.

Con este comando indicarás la solicitud de repositorios de tu placa, es decir, actualizar el contenido de las ofertas disponibles para ella. En esta línea se añade el “-y” para aplicar un “” como respuesta automática al momento de preguntar por actualizaciones.

Una vez que el contenido haya sido renovado, debes volver a introducir el comando de “sudo apt-get –y update” y dejar que comience a actualizar a la última versión los programas.

La velocidad de este procedimiento dependerá de la calidad de conexión a Internet, por lo que se recomienda tener paciencia.

Al finalizar, escribe “uname –r” en la consola de comandos para verificar el número de versión de kernel que se encuentra instalado.

A partir de este momento comenzarás a actualizar a la última versión tu placa de Raspberry Pi, lo cual lograrás introduciendo el comando de “sudo rpi-update”.

De forma automática se mostrará en la pantalla el acceso a GitHub para estudiar el contenido disponible en el catálogo y así descargar/instalar las últimas versiones.

Cada una de estas cosas será almacenada en tu memoria interna. Al finalizar, solo necesitas reiniciar el pequeño computador para poder aplicar los cambios descargados.

¿Cómo Actualizar Raspberry Pi a la Última Versión con Raspbian? - Muy Fácil

Si lo deseas, puedes volver a introducir el comando de “uname –r” para verificar la versión de Raspbian que has instalado.

¡Logra actualizar a la última versión tu Raspberry Pi a través de Linux!

Otra opción para mantener tu placa constantemente actualizada es mediante el terminal de Linux, de forma local o conectada directamente al escritorio.

Mediante los siguientes comandos y conectado a Internet, escribe las siguientes líneas:

Cada una debe comenzar por la frase “sudo apt”, seguido de la orden a realizar. En esta misma secuencia deberás ingresarlo.

  • update”.
  • dist-upgrade”.
  • clean”.
  • reboot”.

Al igual que en el método anterior, deberás reiniciar el dispositivo cuando finalices para aplicar los cambios instalados. 

De estas dos maneras puedes lograr mantener las últimas versiones de esta placa instaladas, para así lograr disfrutar y sacar el mayor provecho de Raspberry Pi.