Saltar al contenido

Cómo especificar y definir las IPs de host permitidas fácil y rápido

28 julio 2020

Contar con un dispositivo que tenga la capacidad de conectarse a una red se ha convertido en una necesidad para la sociedad actual. Ya no importa si es un ordenador de mesa, portátil, una Tablet, un Smartphone. Todo aquello que te permita acceder a internet para obtener cualquier tipo de información, es de suma utilidad.

Sin embargo, la conexión a una red puede verse saturada por una gran cantidad de dispositivos conectados, lo cual impedirá que puedas descargar todo ese contenido que tanto deseas, o representará un obstáculo al momento de ingresar a ciertas plataformas.

La solución al problema

¿De qué manera puede resolverse estos inconvenientes? Lo primero sería que, si tienes una red wifi pública, realices las configuraciones pertinentes para volverla una red privada. Bien sea en tu hogar o negocio, hay muchas personas que solo están en búsqueda de un sitio con un buen internet para aprovecharse.

Ahora bien, si a pesar de las medidas de seguridad, ves que hay una gran cantidad de dispositivos conectados, la situación puede ser un poco más compleja. Es por ello que, los fabricantes de routers han tomado cartas en el asunto para resolver este tipo de problemas.

Identifica a tus hosts

identifica-tus-hosts

Aunque al principio pueda parecer un poco tedioso el procedimiento, la alternativa que visualizarás en este escrito, es una herramienta perfecta para deshacerte de esos usuarios indeseados que, de alguna manera u otra, han logrado acceder a tu red en reiteradas oportunidades.

Para empezar, debes empezar por identificar a tus hosts. Por host, se hace referencia a cualquier dispositivo que se encuentra conectado a una red. Cada host se encuentra identificado por una IP, que es la identificación asignada por el router para cada dispositivo, y es el medicamento que te librará de este dolor de cabeza.

Configura tu router

Cada router, en su configuración, guarda una herramienta sumamente importante cuando hay uno, dos o cualquier otra cantidad de usuarios que buscan conectarse a tu red.

El filtrado MAC

filtrado-mac

¿Te imaginas crear una lista de dispositivos que pueden conectarse a tu red? O mejor aún, una lista de dispositivos en específico que no pueden conectarse a tu red. Todo esto es posible gracias a la herramienta de filtrado MAC de tu router.

A través de esta increíble función, y por medio de la dirección IP de los dispositivos, podrás establecer o definir cuáles dispositivos podrán hacer uso de tu red wifi o cuáles no, a través de una lista blanca o una lista negra.

Aunque no es impenetrable, no deja de ser una medida de seguridad que, seguramente, te ahorrará muchísimas molestias, ya que, aún cuando puedas dar tu clave WiFi o mantengas tu red pública, los usuarios definidos en la lista no podrán acceder a ella.

¿Cómo se hace?

Si quieres aprender a dominar esta extraordinaria función de tu router, tan solo deberás seguir las sencillísimas instrucciones que se mostrarán a continuación para comenzar a darle forma a tu lista.

Pero primero, debes tener en claro qué es lo que quieres hacer: permitir o denegar acceso a la red. Una vez definido tu objetivo, debes conocer las direcciones MAC de los dispositivos a incluir en la lista. ¿Ya lo tienes? Perfecto, prosigue de la siguiente manera:

  1. Ingresa a la configuración de tu router. Normalmente se hace a través de un navegador, ingresando la dirección IP del dispositivo, el cual, por lo general, es: http://192.168.1.1
  2. Esto abrirá una ventana en la que se te solicitará el usuario y la clave del router. En estos casos, el término admin suele ser el usuario y clave predeterminado.
  3. Accede a la opción de filtrado de tu router. Su ubicación puede variar en base al modelo y fabricante.
  4. Selecciona qué tipo de filtro aplicar: permitir o denegar.
  5. Añade las direcciones IP de los hosts a los cuales deseas permitir o denegar acceso a la red.

¡No más hosts indeseados!

Una vez que hayas culminado con la lista, solo resta guardar los cambios y reiniciar tu router para asegurar que los mismos surtan efectos. De esta manera, cuando estos hosts intenten ingresar a tu red, el dispositivo arrojará un error de autenticación o conexión. ¡No más dolores de cabeza!