Saltar al contenido

Cómo funciona y se configura la pantalla Google Nest Hub en iPhone o Android

15 marzo 2020

Aprende a ver cómo funciona y se configura la pantalla Google Nest Hub en iPhone o Android. La primera edición de altavoces inteligentes de Google, el Google Home o Nest Home es algo así como la primera patata frita de los clásicos comerciales.

De esos que cuando muerdes la primera, te vas a acabar la porción entera de papas fritas. Dentro de muy poco tiempo querrás comprar otro y así sucesivamente. Y en caso de ser una persona que le gusta probar lo nuevo, eventualmente querrás mejorar el que tienes con una pantalla inteligente como el Google Nest Hub.

Después de todo, aprender cómo funciona y se configura la pantalla Google Nest Hub es esencial ya que ahora este nuevo altavoz de Google viene con pantalla.

Configurar el Google Nest Hub

Ya sea que agregue un Nest Hub o Hub Max a una configuración existente de Google Home o que empiece desde cero. Ver cómo funciona y se configura la pantalla Google Nest Hub, es un proceso realmente fácil.

La aplicación de Google Home y el propio Nest Hub te guían en el proceso, pero aquí tienes algunos de los pasos a los que querrás prestar especial atención:

  • Luego de realizar la conexión del Nest Hub o Max, debes abrir la aplicación de Google Home en tu teléfono o tablet.
  • Cuando veas que aparece «Configurar 1 dispositivo» en la parte superior de la pantalla, tócalo para empezar.

Cómo Funciona y se Configura la Pantalla Google Nest Hub en iPhone o Android

  • A continuación, la aplicación te pedirá que verifiques un código alfanumérico de cuatro dígitos que aparece en la pantalla Nest Hub.
  • Debes comparar el código y pulse “Siguiente”.

Elige la habitación o área a la que irá tu dispositivo

El Nest Hub se conectará ahora a la misma señal Wi-Fi que utiliza tu teléfono actualmente, así que asegúrate de estar conectado a la red Wi-Fi de tu casa.

  • Elige si quieres usar la función de correspondencia de voz, que es una característica que aprende a reconocer tu voz y hasta cinco voces más.
  • Para que tu Nest Hub pueda mostrar las citas del calendario, recordatorios, fotos y otra información de la persona que lo usa. Si no necesitas esta función, elige «No gracias«.
  • Si tocas «Estoy de acuerdo«, Google guardará en sus servidores datos que pueden identificar tu voz, con los que algunas personas pueden no sentirse cómodas.
  • A continuación, enlaza cualquier servicio de música, video y televisión en vivo que quieras usar con tu Nest Hub.

Si ya has conectado los servicios de streaming que utilizas a tu cuenta de Google con otro dispositivo, deberían aparecer aquí automáticamente, por lo que puedes omitir este paso. Finalmente, se te pedirá que revises todas las decisiones que tomaste durante la configuración.

La pantalla de Nest Hub te dará un breve tutorial sobre para qué sirven los diversos botones y sensores del dispositivo, así como un recorrido por sus operaciones básicas. Una vez que hayas completado todo eso, estarás listo para empezar a usar tu nuevo Nest Hub o Nest Hub Max.

Cómo Funciona y se Configura la Pantalla Google Nest Hub en iPhone o Android

Las pantallas del Google Nest Hub

Las versiones del Google Nest Hub y la del Hub Max poseen básicamente las mismas características. Están diseñados para realizar el mismo tipo de tareas que las que realizaban los antiguos altavoces inteligentes, el Google Home y el Nest Home.

Pero también posee la característica de mostrar visualmente la información que quieres, como el nombre de una canción y el artista de una pista que está sonando.

Puede mostrar letras de canciones o recetas, reproducir presentaciones de diapositivas y vídeos. Asi como también permitirte encender y apagar los dispositivos domésticos inteligentes conectados con un toque.

Además, el Nest Hub Max, más grande, tiene una cámara que puedes usar para hacer video llamadas. Sin embargo, el Nest Hub y el Hub Max no son dispositivos móviles ni tan completos como las tabletas. Ya que no hay ninguna tienda de aplicaciones como Google Play, pero generalmente tampoco cuestan tanto como las tabletas.